Dependencia emocional

Claves de cómo reconocer y trabajar la dependencia emocional.

Desde policlínica Maio te compartimos algunas claves de cómo reconocer y trabajar la dependencia emocional.

La importancia de identificar los indicadores de la dependencia emocional para reconocer y trabajar las emociones.

El “sustento emocional” es uno de los grandes beneficios que nos estimula desarrollar relaciones.

Cuando nos enfrentamos a retos emocionales, son nuestros seres queridos quienes pueden ofrecernos esa empatía y consuelo necesarios para escuchar los problemas y validar nuestros sentimientos.

En una relación sentimental, es habitual que acudas en busques ayuda y apoyo en tu pareja, como primer opción.

En una relación sentimental, es frecuente buscar apoyo emocional y orientación en la pareja, especialmente en aquellas establecidas y de larga data.

Sin embargo, cuando ese “sustento emocional” es superado, nos encontramos frente a la lo que se denomina dependencia emocional.

En la mayoría de las parejas se observa una “dependencia natural”, el uno del otro, sin embargo, esto ocurre hasta “cierto punto”.

No obstante, cuando necesitas que tu pareja satisfaga “todas” tus necesidades emocionales, probablemente no estés poniendo de tu parte para valerte por ti mismo.

Es por ello, que la “dependencia total” de otra persona puede acabar pasando factura a tu relación y a tu bienestar general


Reconocer y trabajar la dependencia emocional.

¿Cómo identificarla?

Podemos pensar gráficamente a la “dependencia emocional” como una escala.

  • En un extremo, se encuentra la “independencia emocional”: Las personas completamente independientes pueden resistirse a todo tipo de apoyo emocional, prefiriendo hacer frente a las necesidades emocionales solas, o incluso ignorándolas por completo.
  • Las “relaciones interdependientes“, el tipo de relación más saludable, se sitúan en el medio. La interdependencia significa que uno puede reconocer sus propias necesidades emocionales y hacer el trabajo necesario para satisfacer muchas de ellas.
    Bajo este tipo, lo habitual es que recurras a tu pareja para algunas necesidades, pero no para todas.
  • Finalmente, en el extremo opuesto, de la “dependencia emocional” encontramos, la dependencia de tu pareja para satisfacer casi todas las necesidades. Cuando experimentas angustia, puedes recurrir a ella inmediatamente antes de intentar gestionar tus emociones por ti mismo.

“Sentir que no puedes vivir sin el apoyo emocional de tu pareja, puede sugerir que tu relación ha virado hacia un nivel de dependencia poco saludable.”


Signos clave que nos permiten identificar la dependencia emocional:

  • Una visión idealizada de tu pareja o de la relación.
  • La creencia de que tu vida carece de sentido sin esa persona.
  • La creencia de que no encontrarás la felicidad o la seguridad por ti solo.
  • Un miedo persistente al rechazo.
  • Una necesidad constante de seguridad.
  • Sensación de vacío y ansiedad al pasar tiempo a solas.
  • Necesidad de reforzar la autoestima, la confianza y la autovaloración.
  • Sentimientos de celos y posesión.
  • Dificultad para confiar en sus sentimientos hacia ti.

Dependencia vs. codependencia

Si estás familiarizado con la codependencia, puede que notes cierta coincidencia, sin embargo hay algunas diferencias entre ambas.

La codependencia se produce cuando se descuidan las propias necesidades para atender las de un ser querido.

La dependencia emocional puede parecerse a un tipo de codependencia si pasas por alto tus propias necesidades emocionales para dar prioridad a las emociones de tu pareja.

Si te sientes identificado con estos patrones emocionales, detente y pide ayuda al equipo de profesionales de Policlínica Maio.

andreaClaves de cómo reconocer y trabajar la dependencia emocional.